¿Conviene obviar los nuevos smartphones de 2012 y esperar a los de 2013?

Nuevos teléfonos móviles

Pensemos que no tenemos un compromiso de permanencia con ninguna operadora y no tenemos que esperar a un momento exacto para cambiar de smartphone y que nuestro teléfono actual funciona suficientemente bien en estos momentos.

Deberíamos pensar en comprar un nuevo smartphone de entre todos los nuevos modelos disponibles y los que llegarán antes de final de año, ¿o resultaría más recomendable esperar a 2013 para tener algo mejor?

Esperar siempre es bueno en términos de conseguir mayor calidad, cuanto más tiempo pase, mejor será el teléfono que podremos conseguir. Pero esto, al mismo tiempo, se convierte en la historia de nunca acabar. Si esperamos, esperamos y esperamos, nunca nos haremos con ningún móvil.

Al mismo tiempo, es justo reconocer que esperar a los primeros meses de 2013 no es una mala idea. ¿Por qué ignorar el iPhone 5, el Nokia Lumia 920, HTC Windows Phone 8X o los montones de nuevos Android que llegan al mercado?

No lo hacemos porque esperemos que en 2013 se ponga a la venta el smartphone definitivo, sino porque se está viendo cómo el mercado da inicio a una serie de importantes cambios y todo este proceso todavía necesita madurar.

HTC Droid DNA

En 2013 veremos cómo los smartphones adoptan nuevas arquitecturas. Apple ya está destacando a su modo con el desarrollo del chip A6 y las lecciones que ha aprendido en el pasado van a potenciar lo que hagan en el futuro.

El mercado con Android va a estar dominado por terminales basados en Cortex A15 y Nvidia tendrá la plataforma Tegra 4 para el próximo año.

El Nexus 10 es un buen avance, pero como los benchmark se han encargado de demostrar, todavía hay mucho potencial que aprovechar. El movimiento a los A15 será bueno para los smartphones, pero tardará en ser optimizado como debe.

Las pantallas 1080p también se van a extender, con todo lo que esto implica para la calidad de imagen. La duda está en saber cómo afectará a las baterías. El HTC Droid DNA es un móvil que adopta esta tecnología, pero es pronto para tirarse a la piscina con él. En primavera veremos la segunda generación de smartphones 1080p y ofrecerán un mejor rendimiento.

Las plataformas de software también van a sorprender para dar a los usuarios más capacidad de elección.

Firefox OS suena interesante, pero aún es pronto para esperar nada de ello, y lo mismo se puede decir de BlackBerry 10, que promete mucho.

Android, Windows Phone e iOS seguirán creciendo y complaciendo, quizá para adoptar nuevos roles en el mercado y aportar novedades. Windows Phone 8, en especial, tiene mucho que demostrar todavía.

Y no menos importante, los meses de enero y febrero son reveladores para la industria, primero con el CES y después con el Mobile World Congress, donde nos podremos hacer una idea de lo que llegará en el futuro.

Vía: Pocketnow

Related Post