¿Qué diferencias hay entre el Bq Aquaris X5 y su nueva versión Plus?

bq aquaris x5 plus

En el pasado Mobile World Congress 2016 asistimos a la presentación de un buen surtido de nuevos terminales. La empresa bq fue una de las que nos dejó mejores sensaciones gracias a la presentación del bq Aquaris X5 Plus, con el que retomaba lo visto en el X5, pero mejorando sus componentes. Hoy os vamos a contar qué es lo que diferencia a estas dos versiones.

Diferencias principales

Este va a ser uno de esos casos en los que las diferencias entre el modelo normal y su versión Plus nos parezcan escalofriantes. No pensábamos que bq tenía entre manos un dispositivo tan mejorado. La marca apuesta por gama premium para dar forma a un smartphone de gama media que se acerca rozando la gama alta. Un aspecto en el que no se diferencia nada del modelo original es el tamaño de la pantalla, que sigue siendo de 5 pulgadas. Pero al margen de eso todo son cambios.

Un aspecto en el cual bq quería hacer especial hincapié era el procesador. Esto les llevó a contactar directamente con Qualcomm, para que les ayudaran a la hora de dar forma a un chipset que estuviera diseñado para la ocasión. Así es como nos hacemos con un terminal que incluye el procesador Qualcomm Snapdragon 652 de ocho núcleos, que ocupa el lugar del Snapdragon 412 de cuatro núcleos, que aportaba un rendimiento muy inferior. Con esta mejora de procesador se proporciona un mayor rendimiento al móvil, el cual también es capaz de rendir mejor en términos de conectividad gracias al soporte X8 LTE que está presente.

La batería pasa de 2900 mAh a ser de 3100 mAh y ofrece sistema de carga rápida, por lo que no solo tiene una mayor capacidad, sino que además es más eficiente en las cargas. Sobre la pantalla, antes decíamos que se había mantenido el tamaño, pero lo que no se ha respetado es la potencia. Esta también ha aumentado para llegar a ofrecer un mejor rendimiento. En este caso tenemos ante nosotros una pantalla Full HD de 1080p con densidad de píxeles de 441 ppi y alto nivel de brillo. Es una potencia de pantalla realmente elevada, pero la cual se puede aprovechar gracias a la disponibilidad del mencionado procesador.

Otra mejora la apreciamos en la GPU, algo que era necesario para que estuviera en paralelo al resto de mejoras. Si en el bq Aquaris X5 se trataba de un modelo Adreno 306, aquí hemos pasado a una Adreno 510, siendo un cambio muy significativo.

bq aquaris x5

Más novedades para que sea imparable

La memoria RAM sigue igual (2GB o 3GB según versión) y el almacenamiento se caracterizará porque ahora habrá una tercera versión. Así, a las ediciones de 16GB y 32GB se sumará una de 64GB, pero todas con expansión externa por microSD. Las cámaras sí mejoran de manera importante, aunque bq vuelve a confiar en la tecnología que le proporcionan los sensores fabricados por Sony. De un sensor trasero Sony IMX214 de 13MP visto en el modelo previo pasamos a un Sony IMX298 de 16MP, lo que no viene nada mal, puesto que ganamos la oportunidad de grabar vídeos en 4K. Y el sensor frontal del pasado, el Samsung 5E2 de 5MP, cambia para ser un IMX219 de 8MP. En este sentido los usuarios ganan, puesto que todo se gestiona alrededor de la figura de la tecnología de Sony.

Cómo no, y esto es algo fundamental, el móvil dejará atrás la versión 5.1 Lollipop de Android para incorporar la edición 6.0.1 Marshmallow, lo que es lógico teniendo en cuenta la filosofía de los fabricantes respecto al aprovechamiento del sistema de Google. El último cambio a destacar lo vemos en las medidas, que pasan de ser de 144,4 x 70,5 x 7,5 mm a 145 x 70 x 7,7, notándose un cambio mínimo y poco relevante.

Related Post